domingo, 8 de enero de 2017

CASUALIDAD


Combinación de circunstancias que no se pueden prever ni evitar.

¿Sabes ese tipo de personas que conoces desde hace apenas dos días, pero sientes que, en realidad, las conoces desde hace dos vidas? Carol es de ese grupo, de hecho, yo creo que es la fundadora. Tres meses y seis días fueron suficientes para considerarla parte de la manada. Con su sonrisa tímida y su simpatía natural entró por la puerta de aquella clase, como si de las puertas de mi vida se tratasen, llevándose todo lo que encontraba gris y feo por delante y cambiándolo por unicornios, jirafas y arcoiris. Suena a cursilada, pero la vida te enseña que hasta a las personas anticursiladas pueden amarlas en algún momento. 


"Nuestros días estaban repletos de recuerdos y
momentos dignos de ser recordados con
 aquella frase llena de vida como bandera".
Carol se convirtió en mi confidente, mi compañera, mi amiga y mi hermana. La amistad debería ser siempre tan pura, tan sincera.. Las risas alegraban nuestros días, hasta en aquellos tristes en los que las penas del pasado lo bañaban todo. Nuestros días estaban repletos de recuerdos y momentos dignos de ser recordados, con aquella frase llena de vida como bandera. Tal vez, fuese Carol la que me enseñó que la sonrisa es la mejor defensa o, tal vez, yo se lo enseñase a ella; lo único que sé es que las dos aprendimos a sonreírle a la vida, más fuerte, juntas y todo gracias a una bonita casualidad.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada