Mis libros

jueves, 12 de enero de 2017

FUERZA DE VOLUNTAD



Capacidad de una persona para superar obstáculos o dificultades o para cumplir con sus obligaciones.



Manu recorría cada mañana la ciudad, de cabo a rabo, sin importarle las miradas de los demás. Era un tipo seguro de sí mismo, con fuerza de voluntad y ganas de vivir. Su madre le había enseñado de pequeño que la vida merecía la pena, que las cosas buenas existen, aunque a veces puedan verse difuminadas. Con veintiséis años esa enseñanza era su religión. Para la opinión de Manu, la vida era demasiado dura y tal vez las cosas buenas estuviesen algo más que difuminadas, sin embargo, había aprendido a exprimir hasta la última sonrisa. 

"Cuando abrió los ojos la belleza del mar
 lo recibió con los brazos abiertos,
como un amigo encantado de verlo".
El muchacho se dirigía a lo alto de la colina donde un imponente faro alumbraba el oscuro camino de los marineros. Como cada día, subió la cuesta, no sin esfuerzo, empujó, con los pies siempre por delante, las puertas de entrada y se dirigió a la rampa. Una vez arriba cerró los ojos, aspiró el salado aroma del mar y se quedó así durante un rato. Cuando abrió los ojos la belleza del mar lo recibió con los brazos abiertos, como un amigo encantado de verlo. Manu le estaba sonriendo al horizonte cuando el guardián del faro hizo aparición.

- Hoy has llegado temprano, Manu. Si necesitas ayuda con la silla de ruedas cuando te vayas pega un grito - dijo.

- Soy un conductor experto, Damián, pero gracias.

2 comentarios:

  1. Excelente microrrelato que muestra el deseo vital contras las duras circunstancias pueden acontecer en la vida del sujeto.

    M Victoria L.Almansa Pimentel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus palabras. Un saludo 😊

      Eliminar